domingo, 2 de enero de 2011

1 comentario:

Adrianófanes dijo...

Qué tierno dibujo. Me hizo acordar a ciertos episodios de mi infancia... cuando dibujaba el tren de la locomotora y pintaba con colores.

Volver a ser. Ésa es la cuestión.