lunes, 21 de febrero de 2011

las cosas abiertas
quiero cerrarlas

6 comentarios:

José A. García dijo...

Y sellarlas con un punto y final.

Suerte

J.

lau dijo...

mejor dicho, imposible.

santi dijo...

si no pensás se cierra solo

Adrianófanes dijo...

Eso suele suceder. Concretar algunas cosas permite pensar en otras. La vida, en ese sentido, puede ser lineal... y no circular.

En todo caso... que sean circulares, además de las ruinas, otros sucesos dignos de volver a repetirse siempre.

Saludos gratos.

Blue Bird dijo...

Cuantas veces queremos cerrar de forma impaciente, porque definitivamente es más emocionante abrir y estar en ese desafío de romper, atravesar y descubrir lo que hay del otro lado. Mientras que cerrar ¡que molesto!... hacer un trato con el tiempo y asegurarnos que no queden filtraciones.

Interesantes las letras y el dibujo !

Santiago dijo...

Ojo: por las cosas abiertas corre el aire.